Las ciudades, no las naciones estado, determinarán nuestra supervivencia en el futuro. Aquí está el por qué.

Las naciones-estado están viéndose desactualizadas y hasta peligrosas. Algunas incluso son abiertamente beligerantes, y amenazan con guerras catastróficas. Mientras algunas naciones están exhibiendo tendencias neo-imperiales, la mayoría de ellas están menguando poder e influencia. El experimento de los 369 años de construcción de naciones está desprendiendose, con casi todas las naciones estado fallando al momento de resolver los retos globales de nuestra era, incluyendo el cambio climático, la migración forzada, terrorismo, pandémicas y más.

Las ciudades, no las naciones estado, determinarán nuestra superviviencia en el futuro. ¿Por qué? Para empezar, la mitad de la humanidad vive en una, en fuerte contraste con casi toda la historia de la existencia humana cuando menos del 1% de la población mundial se congregaba en asentamientos. Y la urbanización continúa: dos tercios de la población del mundo serán moradores urbanos para el 2030. Hoy en día las ciudades aportan casi dos tercios del GDP mundial: Son las maravillas de la innovación y los motores de la prosperidad. Las ciudades son abiertas, plurales y cosmopolitas mientras que las naciones estado son cerradas, nativistas y parroquiales.

Las buenas noticias son que muchas ciudades están mejorando precisamente en el momento en el que las naciones estado están fallando. Hay 200 canales inter-urbanos alrededor del mundo que están exigiendo una nueva agenda urbana. Una de las más prominentes, Ciudades Unidas (United Cities) y el Gobierno Local (Local Government) buscan promover la conectividad entre ciudades y discutir en nombre de ellas. Una nueva coalición llamada Parlamento Global de Alcaldes (Global Parliament of Mayors) también está instando a las ciudades de todas partes a aprovechar la revolución de la devolución. Después de todo, las ciudades ya no necesitan esperar y pedir permiso para exentar su soberanidad urbana.

Pero las 50,000 y pico ciudades del mundo necesitarán hacer mucho más que solo cambiar todo por buenas ideas si la humanidad quiere sobrevivir a este siglo. Por lo menos, necesitan tomar acción inmediata para reducir las emisiones de carbono (Ya que generan el 70% de ellas) y reducir el consumo de recursos (Porque consumen el 75% de los recursos mundiales). También tendrán que tomar pasos urgentes para reducir otros riesgos, incluyendo las ganancias desiguales, el desempleo, la violencia criminal y más.

Qué es lo que busca el C40 y las ciudades que lo integran.

La Ciudad de México está dentro del C40 y tiene una participación bastante activa.

La visualización de datos puede ayudar a tomar el pulso a nuestras ciudades, ofreciendo nuevas maneras de entender qué desafíos enfrentan las ciudades y cómo pueden adaptarse. En la Junta Anual de Davos de este año y en TED2017 exhibimos una plataforma que ayuda a cerrar la brecha de información. El Timelapse de la tierra rastrea riesgos climáticos e inducidos por humanos — desde los flujos de refugiados al terrorismo — a una escala planetaria sobre las pasadas tres décadas. Hemos identificado algunas lecciones que pueden ayudar a moldear a la nueva generación de herramientas impulsada por data para convertir conciencia en acción.

PERSONALIZAR LA PLATAFORMA

La gente más sensible está de acuerdo en que el cambio climático y otras amenazas creadas por el hombre, están afectando el planeta. Pero virtualmente todos — tanto los fundamentalistas del cambio climático y como los que lo niegan — están teniendo problema visualizando como el cambio climático afectará a sus propios vecindarios. Resulta que las visualizaciones que provienen de ciudades tienen éxito cuando los usuarios pueden ver qué es lo que ocurre en casa. Éste fue el caso del video en el que se muestra como los niveles ascendentes del océano pueden terminar borrando a Vancouver, Miami y Shanghai.


El time lapse donde se muestra cómo Florida y parte de Louisiana desaparecerán si el océano continúa ascendiendo.


La urbanización de Shanghai, mostrando un contraste desde 1996…


…Pasando por el 2010 y continuando hacia el presente.

PREDECIR EL FUTURO

La mayoría de la gente tiende a valorar las condiciones presentes sobre las futuras. Es una condición rígida que llamamos “descuento hiperbólico” y puede ser rastreado a nuestros ancestros que vivieron, literalmente, un día a la vez. Lo que eso significa es que tendemos a ser complacientes acerca de los riesgos futuros. El Timelapse de la Tierra muestra algunos vistazos acerca de los paisajes del futuro. Otras visualizaciones de datos, incluyendo la plataforma “Ciudades Frágiles” (fragile cities) también mostrado en Davos, además ofrecen predicciones acerca del futuro del bienestar de las ciudades

LIBERAR LA INFORMACIÓN

Tomó siglos generar información comprensible de las naciones estado. No es de sorprender, no existe el mismo nivel de información detallada de ciudades. Mucha de la información que está disponible es difícil de acceder y se mantiene privada. Donde sea posible, las visualizaciones de datos deben ser abiertas al público. Además de hacer que la información esté disponible en línea, es importante obtener estas herramientas en los museos, universidades y escuelas alrededor del mundo, maximizando el entendimiento de los riesgos y las oportunidades que confrontan a nuestras ciudades.

IDENTIFICAR SOLUCIONES

Hay un pesimismo considerable acerca de si podemos mejorar la salud de nuestras ciudades. Las visualizaciones enfatizan los riesgos endógenos y exógenos que hemos presenciado en el pasado y es probable que enfrentemos en el futuro. Es importante también incluir historias curadas de “éxito,” donde las ciudades que alguna vez fueron frágiles cambiaron las cosas. Por ejemplo hay cuentos maravillosos de como los planeadores municipales, negocios y grupos de sociedad civil han invertido en energía solar y eólica. Éstas historias deben ser celebradas.

Al final, cada visualización de datos tiene sus fortalezas y debilidades, y es importante ser abierto acerca de sus limitaciones y suposiciones. Revelamos nuestros métodos y fuentes de información, por supuesto, y reconocemos que siempre hay nuevos y mejores indicadores y maneras de presentar la información. Las visualizaciones de datos ofrecen visión de cómo prepararse para los riesgos urbanos y mitigar el estrés del clima. En esta era de la saturación de información, es más importante que nunca distinguir la señal de entre el ruido.


Muggah, R.; Sargent, R.; Nourbakhsh, I.; Dille, P. (02 de junio, 2017. Cities, not nation states, will determine our future survival. Here's why. [Blog] Recuperado de: https://www.weforum.org/agenda/2017/06/as-nation-states-falter-cities-are-stepping-up

Show Comments